martes, 3 de febrero de 2009

¿MAGOSTO? EN CASA DE LUCIA...

Desde que me dedico a esto de los reportajes gastronómicos, he de confesaros que mis amigos me han prohibido asistir con la cámara de fotos a degustaciones particulares en sus casas... no entiendo el porqué... ¿?

El Noviembre pasado Lucía nos invitó a comer. Quería celebrar un “magosto”...

Y ahora va la Introducción:

Aquí en Galicia, Noviembre es la época de los “Magostos”, en todos los colegios, asociaciones de vecinos, sociedades culturales, y cualquier círculo de amigos que se precie no podemos dejar de celebrar un magosto... para que luego algunos digan que no somos descendientes directos de los celtas...



Pero no temas, no te asustes... no está prohibido por los médicos... creo que degustar un magosto no influye en tus niveles de colesterol... pasa rozando los triglicéridos y nunca me han hablado de los l-casei inmunitas o similar...

Pero, ¿qué es un magosto?, yo sé lo que es... se encienden hogueras... se asan CASTAÑAS.... pero cual es su origen, ahí me he picado... y me he puesto a investigar...

La fiesta del magosto se basa en dos de los principales rituales celtas... la llegada de la festividad de difuntos (Samhain), cuando empezaba la estación oscura (1 de Noviembre) y el fuego...

Inicialmente los “magostos” se celebraban en los montes... los celtas no tenía templos, por lo que al tratarse de un ritual, para los celtas los templos estaban en la naturaleza...

“El día del Samhain, los celtas encendían el primer fuego, origen de todos los fuegos. Con él se encendían, a su vez, todos los fuegos de la aldea. Las castañas se asaban sobre una gran hoguera, por lo general, visible desde varios puntos de la parroquia, desempeñando, a este respecto, la misma función que la hoguera de San Juan.

Unos albañiles que abren y limpian las sepulturas de un cementerio gallego cuando hay que utilizarlas de nuevo, me dijeron: «En algunas cajas hemos encontrado castañas que pusieron las ánimas viejas para las nuevas». Según cuenta el viajero inglés Swinbume del siglo XVIII, la gente de Galicia comía castañas la víspera de los Fieles Difuntos con la fe de que cada una libraba un alma del purgatorio.”

http://www.delmorrazo.com/tribuna/origen-del-magosto.html

Vamos, que el tema tiene consistencia, por supuesto, la cosa ha evolucionado... y aquí os presento el “magosto” con el que nos ha obsequiado Lucía, exagerado... como somos nosotros, los gallegos...

De entrante una exquisita crema de calabaza... (también típica de la fecha... no os olvidéis que lo del Halloween de los americanos procede sin duda del Samhain celta... ellos rellenan calabazas con velitas (para ahuyentar a los espíritus???) ... los celtas... y nosotros nos las comemos porque es la época en la que se cosechan...


El plato principal una estupenda “Merluza a la jardinera”, con sus guisantes, patatas y langostinos...



Y ya para finalizar las esperadas “castañas asadas”...



En fin... un “típico magosto” gallego... mmm... sin palabras...

No hay comentarios:

Publicar un comentario