domingo, 7 de abril de 2013

O PESCADOR, DECADENCIA EN EL BARRIO DONDE NACIÓ VIGO.-

 
 
El Berbes en Vigo a principios del siglo XX
 
El Berbés, a principios del siglo pasado. // A. Pacheco
 
Alrededor de 1700 nacía en Vigo el barrio del Berbés, inicialmente refugio de marineros redondelanos que tras partir de su puerto pernoctaban en la pequeña ensenada de San Francisco. Poco a poco aquellos marineros, pescadores y las mujeres que llevaban la venta y la salazón del pescado fueron instalándose en aquella zona, realizando allí todas las faenas implícitas de los trabajos del mar. Nacieron entonces los soportales, con sus grandes arcos de granito donde, hasta finales del siglo XIX, entraba el mar…
Este barrio marinero, origen de nuestra ciudad y que durante años ha supuesto el motor económico de la misma, está atravesando un período de decaimiento que considero francamente inexplicable dado su indudable atractivo turístico.
Quizás -hablando de turistas- a este declive colaboran establecimientos como el que hoy nos ocupa. He de confesaros que nunca había visitado “O Pescador” pues lo consideraba un restaurante “para guiris” (con todo el peso negativo que el peyorativo vocablo entraña). Analizando la expresión, pienso que deberíamos considerar lo absurdo de tal término, ¿por qué la calificación “restaurante para guiris (o turistas)” responde a un ínfimo baremo de calidad? ¿Acaso no debemos considerar a los turistas como un atractivo potencial económico? Siendo la cocina tradicional gallega y sus excelentes productos  uno de los principales reclamos turísticos de nuestra zona, ¿cómo es posible que este tipo de “restaurantes” sigan abiertos y manteniéndose en estas zonas?
 
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
Os confesaré que no se me había pasado por la cabeza visitar este local, pero mi cuñado Marcial decidió arriesgarse y nos brindó la oportunidad de probar en nuestras carnes lo que se encuentran muchos de los turistas que nos visitan (según el diario El País, veinte millones de extranjeros visitaron España durante los meses de Julio y Agosto de 2011), y a mí me ha regalado el argumento para este post.
No me digáis que tan sólo la lectura del cartel que lo adorna no os produce escalofríos: “Fiesta del marisco”, “patrimonio gastronómico”, “marisquería ¿étnica?”…
 
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
 
Animosos brindábamos, ignorantes de la pésima experiencia que nos esperaba:
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
Una especie de empanada de grelos y chorizo de desagradable sabor, como si hubiese sido preparada cuando la verdura ya presenta esa acidez característica que indica que el cocido ya está pasado…
 
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
Croquetas de marisco, en este caso sí que parecían ser de tal producto, quizás de mejillón…
 
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
 
El arroz se dejaba comer, me temo que del bogavante no se podía afirmar lo mismo.
 
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
Lo del pulpo fue surrealista, tras comentar la excesiva dureza del mismo, lo llevaron de vuelta a la cocina y lo trajeron nuevamente a la mesa, acompañando a los postres, tras haberlo ¿recalentado?
 
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
Una extraña versión de la Tarta de ¿Santiago?
 
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
Sin duda lo primordial del plato era la cara dibujada, observad donde está colocada la filloa, casi a punto de caerse del plato… Sin comentarios.
 
aprendiz de chef restaurante o pescador en El Berbés Vigo
 
 
Eso sí, nos invitaron a estos chupitos de licor café con crema…
Resumiendo, si esta es la imagen de la versión más tradicional de la alabada cocina gallega que un turista puede percibir en una zona tan representativa de Vigo, la verdad es que mal vamos.
 He leído, sin embargo, comentarios más que positivos de otro emblemático de la zona: El Turista, me lo apunto para resarcirme de este mal sabor de boca. Os contaré pronto.
 Si queréis descubrir algún otro rincón tradicional, que pienso que no os decepcionarán, os dejo el post de Jorge Guitián sobre Tabernas en Vigo, donde hallaréis algunos establecimientos con solera muy recomendables.


10 comentarios:

  1. Yo que soy de las que siempre siento no tener algún "partenaire" o amigo "gastronómicovaliente" para adentrarme morbosamente en lugares autóctonos y sin referencias, creo que este, precisamente, es de los que nunca hubiese tenido en mi lista de locales susceptibles de ser descubiertos.

    Creo que sólo la cartelería del local me hubiese quitado las ganas de descubrir ese mundo gastronómico...En cualquier caso, sólo agradecerte la labor de criba que has hecho por nosotros. Labor desagradable y que nunca será suficientemente agradecida.

    Espero que no hubiese mayores y posteriores secuelas...que visto lo visto....

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por la mención, Mercedes, y por la descripción sin paños calientes de la experiencia en este local.
    Es una pena que cuanto más se van "turistificando" las ciudades más difícil sea encontrar una buena experiencia gastronómica en un local de este tipo. No tengo que contarte más, no hace mucho compartimos una comida razonablemente buena en otro local de corte similar en Vigo en la que, al final, nos fuimos con la sensación de haber sido tratados como guiris (con la carga peyorativa del término).

    Aun así, por suerte Vigo tiene todavía bastante que ofrecer en cuanto a tabernas y casas de comidas tradicionales basadas en el producto del mar, así que mejor quedarse con eso.

    Abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Muy buen post Mercedes, está genial enseñar también donde NO ir a nuestros visitantes.

    ResponderEliminar
  4. Jajaja lamentablemente esto ocurre no sólo en Vigo sino en muchísimas ciudades gallegas. Juegan a vender un producto de pésima calidad con la confianza de que el guiri es tonto de remate. Y así nos luce el pelo....
    Bueno, lo del plato con la carita ya es lo masss, jajaja
    un bico

    ResponderEliminar
  5. Concordo co que comentas. Eu coñeco "O Pescador" (todo Vigo ten pasado por diante), pero nunca fun comer alí. Nen tiña pensado.

    Se ando no Berbés pasaría a comer polo Turista. Estivemos o outro día, e se ben non é nada elegante nen ten moita variedade, tratante requetebén. E ten precios de outra década. De feito estiven con Jorge Guitián, polo que o que comente alí, máis ou menos concorda co meu.

    E este sábado estivemos na Taberna a Mina (a lexendaria que hai na costiña esa que baixa de Elduayen, que ten un cartel "12 Mejillones, 1€, Con salsa de la casa 1.80€"). E mira que o sábado, co da Reconquista é un día fastidiosísimo para que te traten ben pola zona, pero estivemos coma na casa. A ver, é un sitio de chiquiteo, non é para ir a comer, pero todos os pinchos moi bós, un trato excelente e sobre todo, cómodos e nada apretados (e sen xente vesta de "época").

    Un día se queredes facemos unha quedada de tabernas por Vigo. Coma vexades e cando vos veña ben. Por exemplo hai un no caso vello, o "Lobo de Mar", que só traballa durante a semana. Se vos animades podíamos quedar para ir a cear alí un xoves. A vez que estivera saira moi satisfeito.

    ResponderEliminar
  6. Vaya Mercedes, qué pena. Sinceramente es un gran problema el identificar como de poca calidad los restaurantes para "guiris", cuando precisamente si lo que queremos es atraer turismo de calidad, los "restaguiris" deberían ser los primeros establecimientos de referencia. Pensamos que "ellos no tienen ni idea", craso error, pues los únicos que demostramos no tener idea somos nosotros.
    Hay un refrán que dice: ave de paso....garrotazo! Y es que no hay nada peor que irse de un destino con mal sabor de boca, en nuestras manos está el ofrecer producto de calidad y enseñar a otros, ajenos a nuestra gastronómia a mostrarles el buen camino.

    ResponderEliminar
  7. Si, en conjunto, se diese un servicio correcto de restauración en Galicia como en otras comunidades como el País Vasco o Cataluña, nos convertiriamos en un referente gastronómico a nivel mundial, teniendo en cuenta la gama de productos con la que contamos, muchos, únicos por sus características culinarias. Es una pena que este tipo de establecimientos nos representen y se enriquezcan haciendo esta patraña y que otros establecimientos de nuestra tierra ni siquiera comparables tengan que cerrar sus puertas por falta de clientela. No contento con lamentarme, lucho por cambiar esto de forma radical y estoy más que seguro de que en pocos años, la gente vendrá a Galicia buscando, no solo nuestros productos, sino buenos restaurantes en los que los se preparan de la mejor forma. Un saludo.

    Alejandro Torres.

    ResponderEliminar
  8. Jajaja, ¿te crees que este fin de semana me estuve preguntando qué demonios podía significar eso de "marisquería étnica"?
    Vaya, esto lo comparto con mis cheffines, al menos que sepan adonde no tienen que acudir.
    Bikiños!!

    ResponderEliminar
  9. Yo creo que más que pensar que los guiris no tienen idea, es que saben que la mayoria no van a volver porque sólo están de paso y por tanto les da igual y no se esmeran. Una lástima ...

    ResponderEliminar
  10. O peor de todo é ben coñecido, que por culpa de "profesionais" coma este moitos pequenos negocios tradicionais vense arrastrados ao peche porque a xente fuxe deles, non vaia ser o demo
    Luís Cividanes

    ResponderEliminar